¿Cuánta azúcar puedo consumir?

La sacarosa o el azúcar de mesa ha formado parte de nuestra alimentación por muchos años, su exceso se ha relacionado con el incremento de enfermedades crónico degenerativas como sobrepeso, obesidad y diabetes. Sin embargo, la cantidad que se consume es la clave para prevenir los posibles riesgos a la salud.

Pero… si es parte de nuestra alimentación ¿Por qué la cantidad es tan importante?

El azúcar es un hidrato de carbono que el cuerpo utiliza para producir energía, cuando comemos más de lo sugerido provoca una acumulación de energía que, si no es gastada, se transforma en reservas de grasa provocando daño celular y aumenta el riesgo de enfermedades crónico degenerativas.

Por ello, la Organización Mundial de la Salud (OMS) establece que el consumo de azúcar añadida para una persona sana debe ser menor al 10% de las calorías diarias recomendadas, es decir, tomando como referencia un promedio de 2,000 Kcal por día; el aporte de energía por azúcares puede llegar hasta 200 calorías, lo que equivale a 50 gramos de azúcar (o 12 cucharaditas cafeteras) al día para una persona saludable. Esta cantidad puede ser integrada como parte de una alimentación saludable.

Los azucares añadidos en los alimentos se presenta en diferentes formas; para evitar exceder la cantidad sugerida por la OMS es importante poner atención en los detalles.

¿Cómo puedo cuidar la cantidad de azúcar?

  • Llevando una alimentación correcta.
  • Al elegir alimentos preenvasados, revisar la cantidad de azúcares añadidos y considéralos dentro de la cantidad diaria para no excederse.
  • Considerar las porciones por empaque, ya que algunos empaques de alimentos pre envasados contienen más de una porción.
  • Vigilar la cantidad de azúcar, miel, piloncillo, mermeladas, etc. que se añade a los alimentos en casa.
  • Acudir a consulta con personal de nutrición para resolver tus dudas e incluir las cantidades adecuadas de acuerdo a la salud de cada persona.

De esta manera es posible tener un consumo controlado de azúcar y prevenir las complicaciones de su exceso.

Recuerda realizar 150 minutos de actividad física a la semana e incluir probióticos como el Lactobacillus casei Shirota, que ayuda a mantener una buena función y salud gastrointestinal.

Follow us on Social Media