¿Cómo interpretar la información nutrimental de los alimentos?

Actualmente se cuenta con una gran variedad de productos y marcas en el mercado, pero ¿Cuál de todas debemos elegir? ¿Cuál es la que más conviene para la salud?

Para elegir correctamente un producto es indispensable conocer su contenido, y para esto debemos tener en cuenta las etiquetas nutrimentales, ya que en ellas se encuentran descritos los ingredientes, así como la cantidad de nutrimentos (proteínas, hidratos de carbono y otros minerales) que contienen.

Como leer una etiqueta nutrimental

1. Identificar el tamaño de la porción y el número de porciones por paquete.

Esta información la encuentras en la parte superior de la etiqueta. El tamaño de porción es la clave para el resto de la información contenida. Por ejemplo, si comes dos porciones del producto, estarás consumiendo el doble de calorías y obteniendo dos veces la cantidad de nutrientes, tanto buenos, como malos.

2. Identificar la cantidad de kilocalorías (Kcal) por porción: aquí conviene mirar el aporte energético de la porción. De lo contario, es conveniente estimar en base a la porción cuánto ingerimos y de allí, calcular el aporte energético prestando atención a las calorías brindadas por cada100 gramos.

3. Verificar el tipo y la cantidad de grasa por porción.

Es decir, si las grasas del producto son de tipo saturada, (dietéticamente se consideran como grasas malas, estas son las responsables del colesterol elevado. Insaturadas (dietéticamente grasas buenas).

4. Checar el tipo y la cantidad de hidratos de carbono por porción.

Los hidratos de carbono están compuestos por azúcares, pero no todas tienen en su composición las mismas variedades.
Están los de absorción rápida: como la miel, azúcar, jugos de frutas, harinas refinadas y sus derivados (consumirlos en menor cantidad) y los de absorción lenta: cereales integrales (consumirlos en cantidad suficiente)

5. Contenido de proteínas.

Entre 10 y 15% del total de la energía que consumimos debe provenir de las proteínas y la información que contienen las etiquetas indica los gramos de proteínas que contiene cada porción

6. Considerar el contenido y tipo de vitaminas y minerales.

En la parte inferior de cada etiqueta, encontrarás el porcentaje de vitaminas y minerales que lleva cada porción.
Estas vitaminas y minerales intervienen en muchas funciones de tu cuerpo. Para apoyar el buen funcionamiento, necesitas una variedad de estos nutrientes, la mejor manera de obtener diferentes, es variar el consumo de frutas y verduras.

7. Sodio:

Te dice cuánta sal se encuentra en los alimentos. La gente con presión alta se le pide que siga una dieta baja en sodio.

¿Qué debemos observar en una etiqueta además de la información nutrimental?

Además de visualizar la denominación del producto es fundamental que al comprar un alimento prestemos atención a la fecha de vencimiento o caducidad del producto, a sus ingredientes y su forma de conservación.

Recuerda…
¡La información nutrimental te ayuda a decidir cuál es la mejor opción, incluye lácteos fermentados que contengan probióticos como el Lactobacillus casei Shirota, busca en la etiqueta!

Comments are closed.

0
    0
    Carrito
    Carrito esta vacíoVolver a la tienda
    Pedidos por chatbot